Dijo que no varias veces a los ofrecimientos de candidaturas y en la última contienda electoral, casi, casi se concreta. Esta vez es cierto: el periodista Luis Otero abandonó los estudios televisivos para dedicarse de lleno a la política. 

Lo anunció él mismo desde -hasta este viernes- su ámbito natural de trabajo, donde desarrolló una exitosa carrera como periodista: “Quiero abrir un nuevo camino, que no va a ser del todo fácil, en mi ciudad, Avellaneda. Porque lo que quiero es servir, ya no alcanzaba con contar lo que pasa. Lo que quiero es hacer cosas para poder construir una Avellaneda mejor”, dijo en su emotiva despedida.

Propuesto por una de las figuras más relevantes del radicalismo como es el Dr. Juan Manuel Casella y avalado por el presidente de la UCR local Fernando Landaburu, el periodista y también abogado Luis Otero es afiliado al centenario partido desde 1982 y se presentará como candidato a intendente de Avellaneda por la UCR, pero antes, deberá disputarle el espacio a Gladys González, la elegida empecinadamente por Cambiemos. Tarea que le resultará demasiado fácil, como para ir estrenando sus pasos en política.

Arrebatarle el cargo al actual intendente Jorge Ferraresi, ya no será tan fácil, según opinan desde varios sectores políticos y sociales de la ciudad. Innunerables obras, especialmente en lo que se refiere a estructura escolar, cuentas ordenadas y una  ciudad en constante crecimiento urbano, serán algunas de las murallas que deberá derribar Otero para lograr su objetivo.

m.p./diario La Calle