Mons. Ojea: “No hay reconciliación sin justicia”

El obispo de San Isidro, monseñor Oscar Ojea, aclaró este jueves que la Conferencia Episcopal Argentina inició ¨un camino de reflexión interno en el marco de la cultura del encuentro a la que nos llama el papa Francisco¨ y desestimó que haya una convocatoria para reconciliar a familiares de desaparecidos con militares. En declaraciones a AICA, el prelado afirmó que para los cristianos la reconciliación implica ¨unir lo que está separado, pero no sin justicia¨, y advirtió: ¨No hay reconciliación sin justicia¨.
El prelado precisó que en el marco de la 113 Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Argentina, los obispos escucharon este miércoles el “testimonio de víctimas de la violencia de los años 70”.
“Hubo un enorme malentendido sobre el objetivo de este camino de reflexión, que no tiene otra intención que hacer un examen de conciencia, sanar y cerrar nuestras heridas sobre aquellos años”, sostuvo en declaraciones a AICA.
Monseñor Ojea dijo que fue “muy positivo” escuchar los testimonios de Graciela Fernández Meijide, madre de un desaparecido; de Cristina Cacabelos, hermana de dos desaparecidos y de un tercero muerto en un enfrentamiento, y del general de Brigada (R) Daniel D’Amico, hijo de un coronel asesinado por Montoneros.
El obispo lamentó el revuelo que se generó en torno a esta iniciativa eclesiástica y, si bien reconoció que hay “distintos modos de reconciliación”, sostuvo que desde la doctrina cristiana implica “unir lo que está separado, pero no sin justicia”. “No hay reconciliación sin justicia”, aseveró.
Monseñor Ojea aseguró también que al Episcopado lo “sorprendió” el fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación que aceptó la aplicación del cómputo de la pena conocido como “dos por uno” en un caso de condena por delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura.
“Relacionaron una cosa con otra, sin ningún sentido”, dijo en alusión a quienes vincularon la decisión de la Iglesia de abrir un espacio de diálogo para la reconciliación de los argentinos con la sentencia del máximo tribunal.
Fuente: AICA+